Blogia
vaqueroblog

Jugada extraña

El domingo anterior, durante el último de la serie entre Tecolotes de Nuevo Laredo y Vaqueros Laguna, se dio una jugada extraña, de esas que se ven muy de vez en cuando en un partido de beisbol y en donde el criterio del anotador oficial juega un factor determinante.

La casa estaba llena en la octava entrada con un out y Mario Valdez en turno al bat, el zurdo sacó un roletazo fuerte por tercera, Nicolás García, estacionado en la antesala, salió hacia el pentágono e impactó al receptor Héctor Hurtado, que con el golpe soltó la pelota sin percatarse de ello; Nicolás García anotó así una carrera, pero Sergio Gastélum, al darse cuenta de que el receptor no tenía la pelota en su poder, se aventuró al home y anotó la sexta de Vaqueros Laguna; la situación es cómo anotar esta acción.

Alejandro Soto Jurado, anotador oficial en el Estadio de la Revolución, determinó dar la bola ocupada para Mario Valdez y dos carreras producidas en la jugada; así lo indica la lógica más elemental en el beisbol, incluso la decisión fue apoyada por Mauricio García, coordinador de los anotadores oficiales de la Liga Mexicana de Beisbol, sin embargo, al enviar la información a los Estados Unidos, en donde se compilan las estadísticas de la liga, vino el cambio en la decisión oficial.

La determinación señala que para Mario Valdez sólo debe haber una carrera producida, la que anotó Nicolás García, estacionado en tercera base, pero en la que timbró Sergio Gastélum no hay producción, aquí lo extraño es que tampoco se da error para el receptor Héctor Hurtado, ni imparable para Mario Valdez. ¿Cómo entonces se justifica esa carrera? El razonamiento del personal que en Boston lleva la compilación de la Liga Mexicana señala que la segunda carrera no es consecuencia del batazo de Mario Valdez, por lo que no se le debe contabilizar como producida, al catcher se le cayó la bola sin darse cuenta, situación que aprovechó Sergio Gastélum de manera inteligente para colarse al pentágono.

Dan Firova, manager de Tecolotes, reclamó al ampayer principal, Salvador Viera; el reclamo del estratega tecolote se fundamentaba en que la casa estaba llena y el out era forzado, sin embargo, no existe una versión que asegure que Héctor Hurtado pisó el home con la pelota en su poder, lo que automáticamente era el out forzado. Nicolás García entró fuerte y Hurtado soltó la pelota, lo que en condiciones normales es una carrera legalmente producida, sin error de fildeador alguno.

Lo cierto es que ese rally de tres anotaciones remachó el triunfo de Vaqueros, que le da su tercera serie ganada en forma consecutiva y el liderato de la Zona Norte, en forma compartida con los Acereros de Monclova. En su estancia de seis días en la semana anterior, la escuadra naranja ligó dos derrotas, para sumar tres en la temporada, pero a cambio de ocho triunfos, lo que es definitivamente un arranque muy prometedor, con plena conciencia de que aún falta mucho camino por recorrer en el calendario regular.

Los números no mienten y demuestran que el pitcheo ha sido la base del éxito lagunero en el arranque de la temporada, en ese importante departamento Vaqueros Laguna ocupa el cuarto lugar general con un respetable 3.42 de carreras limpias, pero la ofensiva está en octavo sitio con .289 de promedio. Por cierto, los Petroleros de Minatitlán son líderes en bateo general con .344, pero antepenúltimos en pitcheo, con un elevado 6.21.

Lo anterior indica que si el pitcheo de Vaqueros se mantiene en esa línea, el equipo estará en buena posición para una temporada exitosa, pero es, por ahora, la ofensiva la que necesita levantar su nivel, especialmente en elementos como Juan Carlos Canizález, Raúl González y Dionys César, los tres considerados claves para alcanzar las alturas que se pretende tenga el cuadro naranja en 2008.

Mientras tanto, esta noche se inicia una semana muy peligrosa, al visitar a los Petroleros de Minatitlán, para pasar posteriormente a Veracruz, en donde las condiciones de ambos parques parecen ideales para el lucimiento del pitcheo naranja, pero para la ofensiva sí se antoja una prueba muy complicada. Se dice que dividir en gira es muy positivo, pero a este equipo parece alcanzarle para regresar de ese viaje con números favorables, que así sea.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres